¿CÓMO SER UN GRAN VENDEDOR?

En esta ocasión vamos a conocer algunos puntos fundamentales para evolucionar a grandes vendedores, independiente de si te gustan o no las ventas, hay actividades fundamentales que, cualquiera que sea tu puesto en una organización, te ayudarán a vender productos o servicios y que no te de límites a que alguien más lo haga por ti.




Para empezar definamos algo fundamental para esta entrada, ¿Qué son las ventas?

Existen muchas definiciones que podemos encontrar pero en esta ocasión quisiera compartirles una que en particular he encontrado acertada y que cada vez me hace más “clic” esta definición es la siguiente: Las ventas es una transferencia de energía y emociones sobre un producto, servicio o idea.


Durante nuestro desarrollo profesional e incluso me atrevería a decir que desde nuestros estudios, nunca nos enseñan a vender, no nos dicen cómo obtener más habilidades que nos permitan atraer más clientes potenciales, convertirlos en una relación comercial y mantener una relación. Generalmente eso lo hace “alguien más” y no nos damos cuenta que podríamos estar vendiendo y no solamente para nuestro lugar de trabajo, también lo podemos estar haciendo para nosotros mismos y nuestros proyectos personales y generando una sinergia entre todos que nos permitan tener más flujo, más desarrollo y permitir que la energía y por supuesto el dinero fluya.



gif


Gran parte de lo que tenemos que romper en las ventas para que funcionen, primero es entender que las ventas lo podríamos desempeñar todos, no es cuestión de gustos, se trata de romper con creencias que nos limitan para alcanzar objetivos y propósitos financieros personales y de negocio. Por lo tanto, rompamos con nuestras limitaciones y creencias y habríamos nuestra mente a explorar y practicar las ventas de manera natural, debemos generar muchas opciones alrededor de lo que creemos que debe ser, porque nunca es así de definitivo.


Si la gente no se dedica a vender es por falsas creencias que nos limitan a llevarnos fuera de nuestra zona de confort, entre ellos son las falsas definiciones de las ventas como: “te dedicas a ventas porque no estudiaste, tenías malas calificaciones por eso estás ahí, no hay trabajo, ponte a vender”… y miles más.


Una cosa, los principales empresarios, millonarios, emprendedores, empresarios, dueños de negocio, lo que hacen y está su enfoque es en la innovación y en las ventas. Nada más.


Muy bien, pero ¿cómo le hacemos entonces?, te comparto algunos tips:


1. Vístete como gran ejecutivo vendedor de acuerdo a tu producto, servicio y filosofía.

2. Capacítate en ventas o desarrollo personal mínimo cada dos meses.

3. Habla como un gran vendedor y escucha mucho a la gente, comprende sus necesidades.

4. Lee y escucha una hora diaria sobre ventas.

5. Busca personas que te hagan ser mejor.

6. Celebra cada pequeño triunfo.



gif


La clave en que logres ser un gran vendedor además de lo que ya hemos mencionado es que lo disfrutes y que no te pena hablar sobre tus productos o servicios, tus ideas, tu potencial, tus sueños, eventualmente alguien te los comprará, solo no dudes en que vale la pena hacerlo, se tiene que disfrutar y hacerlo natural, como un pasatiempo, no como una necesidad.


Recordando que las ventas son una transferencia de energía es fundamental que realicemos buenas prácticas para mantener a tope esa energía y nos animemos desde dentro a ir por todo, para ello, te recomiendo que cuando te despiertes hagas lo siguiente:


• Haz ejercicio, activa tu cuerpo y oxigénalo.

• Ora y agradece por todo lo que está por venir y por lo que ya tienes.

• Define tu agenda diariamente y ten una semana por adelantado, mínimo.

• Elabora un jugo verde, que la energía al cuerpo.

• Reescribe tus metas principales en una libreta todos los días.



gif


Y si te es posible, pon un área de trofeos en tu oficina o en tu casa y reconócete ganador o ganadora, celebra cada uno de los triunfos que tengas aunque sean pequeños para el exterior, cualquiera que sea el triunfo debe significar lo máximo para ti y debes compartirlo.



RECUERDA QUE TÚ ERES LA PERSONA MÁS IMPORTANTE.

Así que disfruta tu camino y sé un gran vendedor.